DILARMINE


SUSPENSIÓN

ROCHE, S.A. de C.V., PRODUCTOS

FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN
INDICACIONES TERAPÉUTICAS
CONTRAINDICACIONES
REACCIONES SECUNDARIAS Y ADVERSAS
PRESENTACIONES


FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN

Cada 100 ml de suspensión contienen:

Acetato de parametasona .... 20 mg

Maleato de clorfenamina ...... 40 mg

Vehículo, cbp .................... 100 ml


INDICACIONES TERAPÉUTICAS

Antiinflamatorio esteroideo y antihistamínico.

Tratamiento oral de las afecciones alérgicas: DILARMINE® combina las propiedades antialérgicas, antirreumáticas y antiinflamatorias del acetato de parametasona con el maleato de clorfenamina, un antihistamínico de rápida acción y bien tolerado, con lo cual se obtiene una mayor potencia antialérgica por la sinergia de sus componentes.

DILARMINE® está indicado en el tratamiento de afecciones inflamatorias alérgicas, particularmente aquellas que cursan con prurito; por lo que se recomienda en: dermatitis atópica, dermatitis por contacto, edema angioneurótico, dermatitis eccematoide, dermatitis seborreica grave, neurodermatitis (incluyendo neurodermatitis circunscrita), eritema multiforme, urticaria, picadura de insectos, fiebre del heno y otras rinitis estacionales, alergia perenne, rinitis vasomotora, asma bronquial, reacciones medicamentosas, manifestaciones oculares alérgicas como: conjuntivitis e iridociclitis.


CONTRAINDICACIONES


Hipersensibilidad a la fórmula, infecciones sistémicas micóticas, hepatitis viral no complicada, insuficiencia hepática fulminante, queratitis por herpes simple, vacunaciones con productos vivos, miastenia grave, hipertrofia prostática, glaucoma y pacientes en tratamiento con inhibidores de la MAO.


REACCIONES SECUNDARIAS Y ADVERSAS


El uso excesivo de parametasona puede provocar las siguientes reacciones adversas: Retención de sodio, hipertensión arterial, pérdida de potasio, debilidad muscular, osteoporosis, distensión abdominal, pancreatitis, petequias, equimosis, eritema facial, aumento de la presión intracraneal, desarrollo del estado cushingoide, supresión de crecimiento en niños, irregularidades menstruales, glaucoma, catarata subcapsular, insomnio, irritabilidad, nerviosismo, euforia, hirsutismo.

Las reacciones adversas manifestadas por el maleato de clorfeniramina, son las mismas manifestadas por otros antihistamínicos. El efecto secundario observado con mayor frecuencia es la somnolencia de ligera a moderada.

Otras reacciones adversas posibles, comúnmente relacionadas con los antihistamínicos incluyen reacciones adversas cardiovasculares, hematológicas (pancitopenia, anemia, hemolítica, trombocitopenia), neurológicas, (confusión, alucinaciones, temblor), gastrointestinales, (molestias epigástricas), genitourinarias (retención urinaria) y respiratorias. Se han informado reacciones adversas generales, como urticaria, erupción, choque anafiláctico, sensibilidad a la luz, sudoración excesiva, escalofríos, sequedad de la boca, nariz, garganta y espesamiento de las secreciones bronquiales.


PRESENTACIONES


Caja con frasco con 100 ml y vaso dosificador.